Fiesta, tradición, culto... por encima de todo eso: SENTIMIENTO.
Referencia de todo Triguereño/ña

sábado, 13 de diciembre de 2014

CONCLUSIONES DE LA 2ª ASAMBLEA GENERAL (12/12/2014)



Ayer viernes día 12, tuvo lugar la segunda asamblea general con vistas a las novedades para las fiestas 2015. Incidencias basadas, como todos sabemos, en el sábado de traslado. Y parece ser que se confirma la idea que se dejó en el aire en la asamblea anterior, la de que un grupo de voluntarios ayude a controlar en lo posible la avalancha de gente que entra en la ermita y que, en la medida de lo posible, evite "numeritos" como los del año pasado. Esto último, difícil de evitar si cada uno no nos metemos la manita en el pecho.

Concurrida estuvo la cosa, tanto en el lleno del salón como en la mesa que presidió el acto, incluso con alguna presencia mas que sorprendente debido a la naturaleza del asunto a tratar. Por parte de el Ayuntamiento se ha abierto un plazo de inscripción desde este lunes día 15, hasta el día 26 de diciembre, para que todo aquel que se quiera presentar para este voluntariado se pueda apuntar en las oficinas del ayuntamiento. Según la propia alcaldesa, Victoria Caro, "van a ser un total de treinta personas con la intención de que un grupo permanezca dentro de la ermita y otro en el exterior. Todos estos voluntarios irán con un distintivo que los diferencie, e irán coordinados directamente con la Policía Local. Si se superan las 30 solicitudes, se procederá a un sorteo para ver quien son los treinta que irán finalmente," A partir de aquí se abrieron turnos de preguntas y debates, donde la gente participó  bastante, cada uno con su opinión, y tan validas las unas como las otras como no podía ser menos.

Cada uno tendremos nuestra opinión al respecto. Yo voy a intentar expresar la mía, lo cual no quiere decir que este en lo cierto o no. Los que tenemos una edad, hemos visto como siempre ha habido gente en la puerta del Santo los sábados. Hace unos veinte años, el primero que se iba a la puerta, como mucho era a las seis o siete de la mañana. Esto no quiere decir que los que se van ahora tres o cuatro días antes estén equivocados, lo único que quiero hacer ver es lo que ha cambiado la fiesta en estos años. Cada año hay mas gente joven con unas ansias tremendas de coger al Santo el sábado (cosa que ya me gustaría a mi para el resto de días), y esas ansias es lo que hace que después de llevarte un montón de horas en la puerta, una vez dentro y sin sitio hace que se vivan momentos especialmente tensos. Mucho se ha comentado a veces el tema del alcohol, cuando sigo pensando que ninguno de los que están allí durante tantas horas vayan ebrios. De algo a lo mejor puedo hablar sin experiencia, pero de esto a lo mejor algo conozco. Si a una persona sobria le es casi imposible aguantar ese tirón durante la salida, imagínense lo que tiene que ser estando bebido.

La opción de colocar a treinta voluntarios me parece una muy buena idea, siempre y cuando sea para controlar la entrada masiva de gente dentro de la ermita. Nunca ha pasado nada afortunadamente, hasta el día que pase y tengamos que lamentar una desgracia personal. Y es que, aunque no lo creamos, no se puede atropellar la razón. En un paso, donde a lo sumo caben treinta o treinta y cinco personas, no podemos pretender entrar setenta. Muchos pensaran que para esto no hacen falta voluntarios, claro, yo también pienso así. Pero si nadie es capaz de poner algo de cordura entre el caos, por algo habrá que empezar antes que lamentar accidentes. Pero estos voluntarios no deberían estar (ni pienso que estarán) para prohibir a nadie que coja el Santo, el que coja su sitio lo sacará y el que no habrá que decirle que por favor colabore y no entorpezca un acto tan esperado por todo un pueblo que estará esperando en la calle. Creo que esto repercute, primero en la integridad física de las personas que están allí, segundo en la imagen del Santo, y tercero en las miles de personas que esperan en la calle. Las alteraciones de orden público por individuos aislados no corresponden ya ni a voluntarios ni a nadie, nada mas que a los cuerpos de seguridad locales que son los que deben poner remedio a estas cosas.

Pero el factor principal a todo esto, y para mi el mas importante, es la CONCIENCIA Y VOLUNTAD de colaborar de cada uno de los Triguereños y Triguereñas. Esos voluntarios, que solo van a ayudar y colaborar con la seguridad y el buen desarrollo de la fiesta, si no cuentan con el apoyo y colaboración, primero por parte de los que van a intentar coger al Santo, y segundo de los que estén fuera esperando, nada de lo que se haga tendrá sentido y solo empeorarán las cosas. Yo siempre he creido en todos y cada uno de los que están allí en la puerta y en mi pueblo en general, y creo que somos capaces de hacer una fiesta mas grande sin quitarle un ápice de tradición. Lo que no podemos es dejar que ocurran desgracias. Y a las autoridades, Policía Local y Guardia Civil, que no dejen que los cuatro que meten la pata siempre, que son solo cuatro, se queden con una sola advertencia. Que si tienen que pasarse el Santo en un calabozo, que se lo pasen. Y sobre todo, que el Ayuntamiento apoye en todo a estos cuerpos de seguridad en lo que en su mano esté. Que también hay imagenes durante toda la jornada del sábado allí en la puerta de la ermita que dejan mucho que desear.

Vuelvo a repetir que esta es una opinión personal, ni mejor ni peor, ni mas acertada ni menos. Solo quiero que mi fiesta, mi patrón y mi pueblo sean referentes en el mundo. Que no se vean escenas como la del año pasado y que no tengamos que suspender un año de Santo, que para muchas personas puede ser el último, por una desgracia personal. Estoy seguro que después de este año, lo del año pasado va a ser un triste recuerdo porque confío en mi gente, confío en Trigueros.

VIVA SAN ANTONIO ABAD!!!!! VIVA EL PATRÓN DE TRIGUEROS!!!! 
VIVA TRIGUEROS!!!!!